Saltar al contenido
Rezar a DIOS

Los 7 dolores de María

Nuestra Señora de los Dolores
  1. La aflicción que le causó a su Inmaculado Corazón, la profecía del anciano Simeón. Avemaría
  2. La angustia que sintió en la huida y permanencia en Egipto. Avemaría
  3. La congoja que sintió al perder a Jesús en la multitud. Avemaría
  4. La consternación que sintió su maternal corazón, al encontrar a su Hijo Jesús llevando la cruz a cuestas. Avemaría
  5. El sufrimiento que experimentó ante la crucifixión y agonía de Jesús. Avemaría
  6. La herida a su piadoso Corazón, por la lanzada que recibió Jesús y luego recibirlo en sus brazos muerto. Avemaría
  7. El desconsuelo y soledad que padeció, en la sepultura de su Hijo Jesús. Avemaría

Ruega por nosotros, Virgen de los Dolores, para que seamos dignos de las promesas de Cristo.

Las siete gracias que la Virgen concede a los que meditan diariamente sus dolores, con el rezo de 7 Avemarías. (Santa Brígida)

  1. Pondré paz en sus familias.
  2. Serán iluminados en los Divinos Misterios.
  3. Las consolaré en sus penas y acompañaré en sus trabajos.
  4. Les daré cuanto me pidan, con tal que no sea opuesto a la voluntad adorable de mi Divino Hijo y a la santificación de sus almas.
  5. Los defenderé en los combates espirituales con el enemigo infernal, y protegeré en todos los instantes de su vida.
  6. Las asistiré visiblemente: en el momento de su muerte y verán el rostro de su Madre.
  7. He conseguido de mi Divino Hijo que, cuantas propaguen esta devoción, sean trasladadas de esta vida terrenal a la felicidad eterna directamente, pues serán borrados todos sus pecados y mi Hijo y Yo seremos su consolación eterna y alegría.